jueves, 28 de julio de 2016

Ranking top 50 mejores luchadores de la historia (40-31)



40. Toshiaki Kawada (307 votos)
Entrando por Giant Baba y Tenryu, fue de aquel grupo de luchadores que saco All Japan a finales de los 80s. De Dangerous K destacaría su gran capacidad de contar una historia dentro del ring y un estupendo selling, de los mejores de la historia. Sobre su carrera, Kawada fue una de las grandes piezas para el éxito de AJPW en la década de los 90s, destacando sobre todo como una gran figura en la división Tag, ganando los títulos All Asia 3 veces, con Fuyuki, y los World Tag 9 veces Mitshuaru Misawa (2 veces) y Taue (6 veces) y Taiyo Kea (una vez). En 1995, ganó su primera Triple Corona, teniendo verdaderas batallas con Misawa, el gran rival de su carrera, luego vendrían otras 4. Fue uno de los pocos que no se pasó a Noah después del tan famoso éxodo en el año 2000 por los luchadores de All Japan tras la salida de Misawa.
Luchas: 

39. Negro Casas (325 votos)
Por Stateof
José Casas Ruiz, alias Negro Casas (México, DF; 10 de Enero de 1960), es una de las muchas leyendas vivientes que semana tras semana siguen dejándose el cuerpo en los cuadriláteros mexicanos para deleite del espectador. Pero referirse a Casas como “uno de tantos” no haría justicia a la carrera de un luchador que destaca allá donde va por su calidad técnica y su capacidad innata para entretener y dar buenos combates casi con cualquiera.
El 4:40, el maestro de “la casita”, bien sea de rudo -el mejor rudo- o de técnico -el mejor técnico-, en su natal México o en Japón, sabe cómo contar una historia en donde el público se implique al máximo. Campeón múltiple en CMLL -desde el campeonato máximo medio hasta tres Leyendas de Plata-, fijo en luchas de apuestas -pese a perder hasta diez veces la cabellera- y participe en rivalidades legendarias -vs El Hijo del Santo-; Negro Casas se erige como un luchador esencial para comprender la grandeza de la lucha mexicana.
No podemos sino seguir disfrutando del luchador capaz de adaptarse a todo, con un carisma especial, que sobresale por su maestría y su buen hacer -aun con 56 años- y cuyo único propósito es honrar su legado y entregar un buen momento a todos aquellos que acudan a verle. ¡Larga vida al Negro!
Para todos los que quieran acercarse a su figura, aporto unas cuantas luchas diversas en estilos, circunstancias, luchadores y épocas. No os quedéis aquí y seguid investigando, que merece mucho la pena, tanto por él como por sus rivales.
Luchas:

38. Andre the Giant (330 votos)
Quién no haya leído o escuchado sobre Andre The Giant cuando comenzó a ver wrestling es porque algo no andaba bien. Es sin duda uno de los iconos más importantes que ha dado este mundo, no sólo por su labor en el ring, también por sus geniales anéctodas que recorren cada blog de lucha.
Luchas:

Andre The Giant vs. Antonio Inoki (5-30-78)


37. Jerry Lawler (335 votos)
All Hail King. A la hora de preguntarse quién o quiénes fueron los mejores de la historia a muchos se les pasa por la cabeza nombres de la talla de Ric Flair, Hulk Hogan o Shawn Michales pero muy pocos tienen en cuenta a luchadores que están más rezagados, luchadores que triunfaron en su época pero debido a muchos factores no quedaron totalmente grabados en la memoria de la gente y uno de ellos es Jerry “The King” Lawler, muchos lo reconocen como el comentarista actual de WWE pero pocos tiene en cuenta fue uno de los más grandes de todos los tiempos.
Muchos se preguntarán porque un tipo que no era atlético, que no era técnico o que no gozaba con un amplio arsenal, puede ser considerado como uno de los mejores de todos los tiempos. La respuesta es sencilla al menos para mí; su gran capacidad de entender el wrestling de otra manera es algo que pocos poseen y necesitan años para conseguirlo. Esa capacidad de entendimiento de su entorno cuando se subía a un ring era de las mejores herramientas que poseía. Sumado eso a su gran estilo brawler, estilo que se caracteriza por la rudeza de los golpes y por la sensación de daño que suele producir. Él manejaba perfectamente ese estilo, con solo un par de puños, un par de patadas y una variación simple de un pildrive era capaz de sostener todo un combate y hacer que este quede grabado por mucho tiempo en la retina del espectador. Pero sus cualidades no solo sobresalían por cuando él estaba al frente y dominaba sino también cuando tenía que ser “dominado” y esto es fundamental ya que como citando una frase muy conocida “para bailar un buen tango se necesitan de DOS algo que muchos no entiende y se llenan en criticas injustificadas, generalmente a los babyfaces que suelen estar en el otro lado del combate desmeritando así el trabajo de quien se pasa más tiempo siendo “sometido”
Sus combates en su época de babyface tenían una estructura que giraba en torno a un único comeback de este, que era capaz de concretarlo de una forma que luciera creíble y meritoria para que así se ganara el apoyo del público entero, era ahí cuando entraba a tallar su genial timming y esa capacidad de trasmitir emociones única en él. Pero claro si hablamos de todas estas cualidades no podemos olvidarnos de una de las que más resaltaba en él, hablamos del selling un aspecto que no es para nada poco importante y por ello Jerry sabía muy bien de qué forma vender cada acción que se realizaba en el combate. Empezando por la sensación de cansancio, él como nadie era capaz de hacer creer al espectador que ha quedado exhausto por una batalla de treinta minutos o que ha luchado  como nunca y ha terminado en el peor estado tratando de ganar un combate que prácticamente era imposible, ese realismo era la clave para entender lo genial de este wrestler, ese realismo que hasta la fecha pocos buscan imprimir en sus combates y que pocos también son capaces de entender. Realismo a la hora de vender que lo imprimía con coda golpe que recibía o la hora de bumpear que sin necesidad de exagerar era de los mejores, pero no solo lucia bien cuando se iba por el realismo sino que también-mayormente en su época de heel- era capaz de entrar en el terreno de la comedia sin que esta desentone con el combate.
Pero si hablamos de realismo, tenemos que resaltar su gran psicología a la hora de subirse al ring. Esta era su mejor característica y lo que hacía que sus combates fueran los mejores, era capaz de que sean coherentes debido que sabía qué hacer, no abusaba de movidas y tenía en claro en que momento hacerlas, la misma historia era en sus comebacks siempre los estructuraba de forma en que cuando el heel terminara tumbado se viera como un verdadero logro. Su ofensiva sin dejar de ser dura nunca, iba a de acuerdo a su personaje, sus puños eran su herramienta más letal, dentro de la ficción los hacia ver como devastadores. Otra de sus grandes cualidades era su muy buen Storytelling.
Para concluir podemos decir que Lawler fue capaz de hacer su carrera legendaria en base a su inteligencia y su entendimiento de otra manera en el wrestling. Tenía la idea de que menos era más y siempre trataba de plasmarla sus combates, no necesitó de grandes atributos más que su mentalidad coherente e inteligente a la hora de subirse a un ring. Eso sumado a su camaleónica personalidad que era capaz de adaptarse a todo tipo de situaciones podía ser cobarde, encarador, furioso, inteligente, etc. y lo hacía bien, fue el ace de los territorios fue el ace de su EPOCA y eso es hasta ahora irrefutable. No en vano es el rey.
Luchas:

36.  AJ Styles (393 votos)
Una inclusión que para muchos es polémica. AJ Styles estaría sin duda fuera de una lista con los top 50 workers de la historia, pero aquí no se mide eso exclusivamente.
Styles es la cara del wrestling mundial fuera de la WWE este siglo. Un wrestler que fue “the guy” de la compañía número 2 en importancia durante muchos años y una de las pocas que se han atrevido a competir directamente con la WWE, dando el único 5 Stars match de la historia de TNA según WON y siendo galardonado como mejor high flyer en 2005.
 Styles ha sido el buque insignia original de la empresa pero ha sido mucho más. Y es que han sido estos dos años en Japón los que le han encumbrado. Lejos de la decadencia, AJ está en su prime como wrestler. 2 años en los que dio las mejores luchas de su carrera, ganó dos veces el IWGP Heavyweight Championship y fue reconocido por WON como el mejor luchador de 2015 y también el luchador más destacado del año en 2014 y 2015, además de dar el MOTY de 2014 contra Minoru Suzuki.
Tampoco podemos olvidar su paso por el circuito independiente, donde ha coleccionado títulos en casi cualquier empresa en la que haya participado.
Un luchador con una de las ofensivas más variadas y espectaculares del mundo que también ha visto premiada en su Styles Clash, siendo dos años el mejor move del año para WON.
Ahora en la WWE y como number one contender, el futuro parece seguir siendo brillante para uno de los wrestlers más destacados del Siglo XXI y que sigue haciendo méritos para afianzar su posición histórica
Luchas:

35. Randy Orton (405 votos)
Por Carlos Liñares
No siempre es fácil ser una estrella de tercera generación, hay un status en el aire, del éxito o del fracaso dependen las letras doradas en el legado familiar o el ostracismo. Junto a The Rock, Randy Orton es el mejor ejemplo de una genética mejorada, nieto de un exitoso wrestler de la era territorial e hijo del autoproclamado inventor del temido superplex.
La aportación de Randy al entretenimiento global y al legado de su apellido es imposible de medir, quince años de entrega y unas cuantas temporadas más en las que todo puede pasar es todo lo que tenemos de Orton. Un wrestler que logró encarnar a una víbora, un estilo mucho más complejo que el oportunista acompañado por los mortíferos RKO sacados de la nada le han convertido en uno de los mejores de la historia.
Orton es sin ningún tipo de ambigüedad uno de los mejores 50 wrestlers de la historia, pese a su personalidad o a su rendimiento (suele ir en función de su estado de ánimo) siempre se debe separar la personalidad de la obra, y la obra de Orton es de las más grandes en los últimos diez años, un campeón de tercera generación que superó con creces a cualquier otro miembro de su ilustre familia y nunca se contentó con poco, intentando sacar lo mejor de cada segundo y con sorpresas outta nowhere.

34. El Santo (427 votos)
Por Torito Fan
Es  el luchador con mayor reconocimiento en la historia de la lucha libre mexicana, el enmascarado de plata, durante unos 40 años se expandió su carrera como luchador profesional, pero por toda la eternidad durara su legado.
No solo tiene influencia en lo que wrestling se refiere, si no que se convirtió en un icono de la cultura popular mexicana, teniendo su propia historieta y llegando a rodar cerca de 50 películas donde se presentaba como un superhéroe más.
La máscara del Santo es la más icónica de todas, no por su diseño, si no por la importancia de jamás haberla perdido durante un combate:
“La gesta revolucionaria de mi vida es la máscara. Yo fui un luchador técnico, al principio de mi carrera, pero hube de cambiar mi estilo totalmente dadas las exigencias del público y la proliferación enorme de luchadores limpios (Tarzán López, Black Guzmán, Bobby Bonales, etc.).”
Luchas:

33. Antonio Inoki (452 votos)
Antonio Inoki es una de las tres estrellas más grandes del wrestling japonés. Estudiante del legendario Rikidozan (prácticamente el inventor del wrestling en el país nipón) junto a Giant Baba, ambos destacaron como sus alumnos estrella, haciendo equipo en JWA. Posteriormente ambos se enemistarían y cada uno crearía su propia empresa, siendo Inoki el fundador de la célebre New Japan Pro Wrestling, en 1972. Inoki no sólo hizo historia desde el kayfabe, al ser el primer IWGP Heavyweight Champion y toda una auténtica estrella, sino que también aportó un inmenso legado que se ha convertido en el sello de reconocimiento del estilo de wrestling de Japón: el strong style. Este estilo aplica al pro wrestling elementos de MMAs, consiguiendo sensación de realismo en los combates al haber un grappling y striking legítimos. Es el estilo que aún perdura a través de Shinsuke Nakamura, Tomohiro Ishii y Katsuyori Shibata, y que han internacionalizado wrestlers como Chris Hero o Tommy End. Y todo ello es gracias a la mente de Inoki, una de las más ricas que ha visto el pro wrestling. Como estrella, el fenómeno de Inoki es único. Es responsable de los dos mayores llenos de estadios de la historia del wrestling a nivel mundial, ambos por encima de las cien mil personas. NJPW llegó a principios y mediados de los 90 a recaudar más dinero que WWF y WCW juntas. Su combate con el recientemente fallecido Muhammad Ali es famosísimo incluso para aquellos que no son fans del wrestling, e incluso llegó a ganar el WWE Championship (aunque WWE jamás reconoció oficialmente su reinado), porque Inoki fue ante todo un empresario que se abrió al resto del mundo y NJPW ha llegado a tener alianzas con WWE, WCW, CMLL, RevPro... No es de las empresas más longevas por casualidad, e Inoki tiene muchísimo mérito que adjudicarse.
Luchas:
Antonio Inolki vs Jack Brisco, 5/8/1971: una auténtica joya llena de storytelling, grappling, limbwork y algo de drama. Brisco es único, e Inoki es un compañero de baile genial para él.
Antonio Inoki vs Vader, 4/1/1996: para ser dos wrestlers que en el ring no me gustan tantísimo, este me parece un señor combate, quizás el mejor que he visto de ambos. Simplemente hay que verlo, porque fue un combate que marcó mucho a NJPW.

32. Owen Hart (454 votos)
Por Shut the hell up
La primera vez que supe de Owen Hart fue cuando jugué el War Zone o Raw is War (no me acuerdo con exactitud el videojuego salvo que era de ps1) en donde se le dedicaba una especie de homenaje a un luchador que había fallecido en 1999. Esa imagen me impactó a tal punto que la recuerdo como si hubiera ocurrido ayer.
Desde ese momento me interesé en conocer más sobre Owen, consiguiéndome VHS donde aparecía o esperar la fortuna de por fin contar con Internet para poder ver sus combates y palpitar su historia. Con todo ello sobre la mesa, el resultado fue extraordinario –y triste a la vez- puesto que descubrí un tremendo wrestler, con un carisma muy especial y al cual era fácil querer sin importar si era rudo o face. Pocos me han transmitido tanta empatía como el canadiense, por eso su muerte sigue siendo algo terrible para este servidor, en donde la mezcla entre rabia e injusticia se hacen latente. Pero bueno, finalmente quedará su enorme legado en cada rincón donde estuvo y me alegra su presencia en el ranking.
Luchas:
Owen Hart vs. Bret Hart, Wrestlemania X. El mejor opener en la historia de WM
Owen Hart vs. Bret Hart, WWE championship Summerslam 1994. ***** según Meltzer. ¿Las vale? Absolutamente sí.
The Hart Foundation (Bret Hart, Jim Neidhart, Owen Hart, The British Bulldog y Brian Pillman) vs. Stone Cold Steve Austin, Ken Shamrock, Goldust y The Legion of Doom (In Your House 16: Canadian Stampede). Varios especialistas señalan que uno de los mejores años en Raw es 1997, en especial con The Hart Foundation y todo el brillante tema de Canadá. Pues bien, acá tienen un intenso enfrentamiento en suelo canadiense. Y ah, uno de los mejores PPV de la historia de la empresa.

31. Roddy Pipper (482 votos)
"Rowdy" Roddy Piper, un hombre que a los 15 años de edad ya estaba luchando sobre un ring y el hombre que cambió la mirada del entertainment en el wrestling para siempre. Es así que con su arribo a WWE, se volvió mas heel que nunca y creo el Piper's Pit, otra mirada a las promos del aquel entonces. El y su personaje, se encargaron de cambiar el modo de hacer una promo, dándole un aura de espectáculo mezclando exageración, locura, drama y unas increíbles expresiones faciales. 
Hot Rod nunca se caracterizó por ser un gran campeón de la época o un gran wrestler, sino por ser un genio, pionero y maestro del entertainment, caracterizado por su increíble manejo del micro, su magnifica capacidad para manejarse como heel y su alocado personaje de gaitero. 
Nunca entenderé como alguien con el talento de Roddy jamas ganó un campeonato mundial. Y si algo mereció Roddy ese algo fue un titulo mundial, aunque, a pesar de que nunca lo consiguió, tampoco lo necesitó para convertirse en un pionero y leyenda del wrestling. Merecida inclusión en el top para uno de los mejores villanos, manejo de micro y entertainers de la historia. 
Luchas: