sábado, 10 de septiembre de 2016

CM Punk: "Ahora solo soy un tío viviendo su vida, algo que no podía hacer como CM Punk, superestrella de la WWE"

A punto de realizar su debut en la UFC, CM Punk se sincera en un blog y explica cómo ha mejorado su vida desde que dejó el wrestling profesional.


CM Punk ha publicado una entrada en el blog “The Most Important Thing” en Player Tribune. A continuación, un extracto del escrito de la antigua superestrella de la WWE:

¿Lo echas de menos?” Es la pregunta que más veces he oído durante los últimos meses, desde que decidí dedicar mi vida al MMA. La gente quiere saber si añoro mi antigua vida como el luchador CM Punk. Se preguntan si pienso en la multitud coreando mi nombre o en la emoción de saltar por encima de la primera cuerda para el main event de la noche. Es una pregunta muy clara con una respuesta muy sencilla: La verdad es que no echo de menos ser CM Punk tanto como echaba de menos ser yo mismo.
Durante mucho tiempo, las exigencias de mi agenda como wrestler profesional me forzaron a priorizar mi trabajo por encima del resto de cosas de mi vida: mi familia, mi salud y mis propias ambiciones y objetivos personales se vieron relegados a un segundo plano. Di todo lo que tenía por ese trabajo, pero mi tiempo como wrestler profesional no terminó, simplemente llegó a su fin. Conseguí todo lo que quería sobre el ring, incluso mucho más de lo que nunca soñé. Después, di vueltas a varias opciones antes de decidirme por el MMA… y ahora que he dado el paso, sé que ya no hay vuelta atrás.
Mis razones para adentrarme en este mundo son muy simples: en primer lugar, es algo que siempre había querido hacer. En segundo lugar, y lo más importante, me hace feliz.
Durante mucho tiempo, ni siquiera me planteé una vida fuera del wrestling; en lugar de eso, me limitaba a centrarme en lo que sabía que era muy bueno, que era ser wrestler profesional. Pero para buscar nuevos retos, debía empezar una página en blanco en un libro nuevo… tengo experiencia en jiujitsu pero, aparte de eso, he tenido que empezar de cero, lo que ha sido una experiencia maravillosa y emocionante. Así que, en los últimos tiempos, he decidido dejar de lado aquello en lo que era muy bueno para dedicarme a aquello en lo que quiero ser grande.
Me gusta visualizar cosas y, cuando imagino mi primera experiencia en el octógono, no estoy nervioso por los gritos, por el ambiente, pues es algo que ya he experimentado. Me he pasado casi toda mi vida medio desnudo delante del público, así que no es algo que me preocupe. He entrenado con algunos de los mejores para prepararme para este momento y ha sido una de las experiencias más gratificantes de toda mi vida. Pero no solo he aprendido acerca de pelear; este proceso me ha enseñado mucho sobre mí mismo: He aprendido lo importante que es ser feliz. Soy feliz cuando me pongo las protecciones. Soy feliz sobre la lona. Soy feliz cuando peleo. Es lo único que me importa.
Ahora, mi vida no se consume yendo de acá para allá. No estoy en una franja horaria diferente cada día y no tengo que buscar desesperadamente algo de comida sana cerca de cualquier motel perdido en cualquier lugar remoto. Duermo cada noche en mi propia cama durante más de tres horas, me levanto, beso a mi mujer y paseo a mi perro antes de ir al gimnasio a entrenar para ser mejor en algo que me apasiona. Ahora solo soy un tío viviendo su vida, algo que no podía hacer como CM Punk, superestrella de la WWE.